Elegir el mejor ordenador para pequeñas empresas1 2

¿Tantas opciones? Aprenda a establecer prioridades

  • Elija un dispositivo empresarial para las necesidades informáticas de su pequeña empresa en lugar de un dispositivo para consumidores.

  • Invierta ahora en un procesador Intel® Core™ de última generación, con la memoria RAM y la capacidad de almacenamiento necesarias para adaptarse a las necesidades de productividad y las cargas de trabajo de los empleados hoy, y que pueda actualizarse en el futuro a medida que evolucionen las necesidades.

  • Busque en los ordenadores para pequeñas empresas la insignia Intel vPro® Essentials, que indica seguridad de hardware integrada para mantener a su pequeña empresa en marcha y en crecimiento mucho mejor que solo con software.

author-image

By

Al adquirir nuevos ordenadores para pequeñas empresas, busque dispositivos empresariales de la plataforma Intel vPro® Essentials para obtener mayor confianza que con dispositivos para consumidores, y seguridad de hardware integrada que protegerá sus datos e ideas más que solo con software. Estas opciones le ayudarán a satisfacer los retos de hoy en día y a hacerse con las oportunidades del mañana.

Al elegir los dispositivos que mejor se adapten a su pequeña empresa puede formular a su equipo y a usted mismo las siguientes importantes preguntas para asegurarse de que los ordenadores para pequeñas empresas que adquiera son los adecuados.

En función de su empresa, puede necesitar un equipo de sobremesa de alto rendimiento o un portátil ligero 2 en 1 que le ayude a brillar en las presentaciones a sus clientes. De hecho, lo más probable es que necesite una combinación de máquinas personalizadas para las necesidades y roles de empleados específicos.

¿Equipo de sobremesa o portátil?

Tanto los equipos pequeños de sobremesa como los ordenadores portátiles presentan diversas ventajas. Un equipo de sobremesa con el procesador Intel® Core™ más reciente, mucha memoria, y mucho almacenamiento de estado sólido ofrecerá más rendimiento y capacidad de respuesta en comparación con un portátil del mismo rango de precios. No obstante, un equipo de sobremesa básicamente se ancla a un lugar, haciéndolo más adecuado para papeles estacionarios.

Los portátiles, por otra parte, están diseñados para usarse mientras uno se desplaza. Estos dispositivos más pequeños y ligeros son ideales para trabajar desde casa, desde una cafetería, desde un avión y desde cualquier otro lugar. Puede que algunos portátiles no tengan toda la potencia o el espacio de almacenamiento que tiene un equipo de sobremesa, pero los portátiles equipados con los procesadores Intel® Core™ más recientes pueden gestionar tareas pesadas. Sin embargo, la movilidad cuesta dinero: los portátiles suelen ser una inversión más cara que los equipos de sobremesa con características comparables.

¿Debe actualizarse?

Hay tres componentes en los que debe considerar invertir más para garantizar que su pequeña empresa obtiene el rendimiento y productividad que merece:

  • Procesador: un procesador rápido puede marcar la diferencia entre un ordenador con capacidad de reacción y uno que va lento. Los nuevos ordenadores con los procesadores Intel® Core™ más recientes pueden completar las tareas cotidianas con más rapidez al tiempo que permiten a sus empleados trabajar simultáneamente con múltiples aplicaciones.
  • RAM: La memoria de acceso aleatorio se emplea para almacenar los datos de forma temporal mientras el ordenador funciona. La cantidad de RAM que necesita depende de la complejidad de los programas que ejecuta; por ejemplo, la edición de vídeo requiere mucha RAM, mientras que la navegación por Internet básica y las hojas de cálculo pueden manejarse con una cantidad de RAM básica. La RAM puede actualizarse fácilmente, así que siempre puede añadir más a medida que cambien sus necesidades.
  • Almacenamiento: una unidad de disco duro (HDD) o una unidad de estado sólido (SDD) grandes no solo almacenan todos sus archivos, sino que se utilizan para iniciar y ejecutar sus programas y sistema operativo, por lo que querrá tener el máximo espacio posible. Una solución alternativa es añadir una unidad de disco duro externo que pueda conectar al ordenador en función de sus necesidades.

Más información sobre los aspectos esenciales del ordenador ›

Es probable que sus ordenadores sean unas de las piezas más importantes de su equipamiento empresarial. Como la tecnología evoluciona rápidamente, suele ser conveniente invertir en el sistema que se adapte a sus necesidades de hoy y planificar actualizaciones según sean necesarias durante la vida del ordenador, cuando su tecnología necesite cambios.

Un elemento que se debe tener en cuenta al actualizar sus equipos es que los ordenadores de sobremesa suelen ser más fáciles de actualizar y además se pueden actualizar más componentes de un equipo de sobremesa que de un portátil. Las actualizaciones en portátiles suelen limitarse a la memoria y al almacenamiento. La actualización de un portátil es también más exigente técnicamente, lo que a menudo requiere la asistencia de un profesional para abrir la carcasa y el teclado para instalar nuevos elementos.

Habida cuenta de estas restricciones, si decide adquirir portátiles para su pequeña empresa, tiene más sentido gastar algo más para comprar tecnología de vanguardia con las capacidades de rendimiento que no solo se adapten a sus necesidades actuales sino también a las futuras.

Información sobre productos y rendimiento

1

Todas las versiones de la plataforma Intel vPro® requieren un procesador Intel® Core™ que reúna las condiciones necesarias, un sistema operativo compatible, un chip Intel LAN o WLAN, mejoras de firmware y el hardware y el software necesarios para ofrecer los casos de uso de capacidad de administración, las características de seguridad, el desempeño del sistema y la estabilidad que definen la plataforma. Consulta intel.com/performance-vpro para obtener más información.

2

El rendimiento varía según el uso, la configuración y otros factores. Más información en www.Intel.com/PerformanceIndex. Ningún producto o componente es completamente seguro. Sus costes y resultados pueden variar. Es posible que las tecnologías Intel requieran hardware habilitado, software o activación de servicios. Intel no controla ni audita los datos de terceros. Para evaluar la exactitud, debería consultar otras fuentes. © Intel Corporation. Intel, el logotipo Intel y otras marcas Intel son marcas comerciales de Intel Corporation o de sus filiales. Puede haber otras marcas y nombres que pertenezcan a terceros.