Elija los mejores ordenadores portátiles para pequeñas empresas

Trabaje sin problemas mientras se desplaza.

Rendimiento y portabilidad para un mundo móvil

  • Los ordenadores portátiles dejan que sus empleados trabajen en cualquier lugar y respondan instantáneamente a las demandas de los clientes.

  • La clave para elegir los mejores ordenadores portátiles para pequeñas empresas es establecer un presupuesto, evaluar el rendimiento y prepararse para necesidades futuras.

  • A la hora de comparar los costes con los ordenadores de sobremesa, recuerde que los ordenadores portátiles vienen con un monitor, un teclado, un ratón y una conectividad integrados.

BUILT IN - ARTICLE INTRO SECOND COMPONENT

Cuando la movilidad es una pieza fundamental en su empresa, los empleados deben ser capaces de trabajar en movimiento. Obtenga más información sobre cómo elegir el ordenador portátil para pequeñas empresas adecuado, qué especificaciones tendrán un impacto más importante en el rendimiento y qué otras características hay que tener en cuenta.

Ordenadores portátiles vs ordenadores de sobremesa

Para la informática en pequeñas empresas, no existe una solución única para todos. Los mejores dispositivos para sus empleados dependen de las tareas que realizan. Una elección clave es la de ordenador portátil vs ordenador de sobremesa: hay que comparar la portabilidad con el rendimiento, el coste y la flexibilidad.

Un ordenador de sobremesa le puede proporcionar mayor rendimiento y capacidad de respuesta que un ordenador portátil del mismo precio, así como más flexibilidad para añadir componentes. Pero los ordenadores portátiles ofrecen a los empleados la movilidad que necesitan para responder a las oportunidades de venta y empresariales en tiempo real. Pueden trabajar en un avión o un tren, en una cafetería o en las instalaciones de un cliente.

Además, el monitor, el teclado, el ratón y la conectividad Wi-Fi vienen integrados en un ordenador portátil. En el caso de un ordenador de sobremesa, estos periféricos tienen un coste adicional. Por lo tanto, debido a esto el precio de un ordenador portátil puede ser más competitivo.

La decisión de comprar un ordenador portátil se reduce, en última instancia, a cómo de esencial es el trabajo móvil para sus empleados. Si es una parte integral de su modelo de negocio, querrá sopesar todos los factores para elegir el ordenador portátil perfecto para su pequeña empresa.

El ordenador portátil para pequeñas empresas correcto

Cuando la plantilla de una pequeña empresa puede llevar a cabo su trabajo en movimiento, la productividad y la eficiencia se disparan. La selección de los mejores ordenadores portátiles para pequeñas empresas empieza con consideraciones principales: presupuesto, formato, rendimiento y necesidades a largo plazo.

  • Establezca un presupuesto. Los precios de los ordenadores portátiles varían entre cientos y miles de dólares, y eso antes de caer en la tentación de añadir componentes. Establezca un presupuesto que le sirva de guía, para no comprar un rendimiento que no se puede permitir ni sacrifique el rendimiento por un precio muy bajo.
    Empiece por averiguar cómo utilizan los ordenadores sus empleados. Después, determine las características de rendimiento que cada empleado requiere. Así puede descartar los ordenadores que no encajan en su presupuesto.
  • Seleccione el formato y las características correctas. Piense en cómo utilizarán los portátiles sus empleados, y empareje esos casos prácticos con los formatos y las características. Un ordenador portátil fino y ligero con una batería de larga vida útil es genial para el empleado que viaja. Un ordenador 2 en 1 que se convierte en tableta y viene con un lápiz es perfecto para los empleados de ventas que tienen que compartir contenido con uno de sus clientes.
  • Céntrese en el rendimiento. Un procesador rápido (CPU) ayuda a garantizar que los empleados puedan llevar a cabo las tareas cotidianas rápidamente, incluso cuando ejecuten muchos programas a la vez. La RAM almacena los datos de manera temporal en la memoria del ordenador portátil, pero la cantidad necesaria depende de la complejidad del programa. El almacenamiento se utiliza para ejecutar y utilizar los programas y el sistema operativo. El almacenamiento guarda todos los archivos, por lo que querrá disponer de mucho espacio.
    Una elección inteligente para su empresa podría ser invertir en un procesador potente ahora. Puede añadir RAM y almacenamiento más adelante, según las necesidades de su empresa.
  • Prepárese para cubrir las necesidades actuales y futuras. Con los nuevos desarrollos en la informática en la nube y la IA, puede esperar cambios rápidos en las aplicaciones que necesitan sus empleados para llevar a cabo su trabajo. Los requisitos de sistema recomendados por un proveedor de software indican solo, por lo general, los requisitos mínimos necesarios.
    Para seguir funcionando de manera eficiente, el hardware de su portátil debería superar esos requisitos en al menos un 50%.1 Invertir en ordenadores portátiles que pueden manejar más programas y datos podría evitar tener una plantilla frustrada en unos pocos años.

Especificaciones de rendimiento de ordenadores portátiles

Puede resultarle útil leer los aspectos básicos sobre la tecnología para ordenadores antes de comprar sus dispositivos. Los componentes fundamentales para el rendimiento de los ordenadores portátiles son los procesadores (CPU), la RAM y el almacenamiento. Sin embargo, la larga vida de las baterías es crucial para que los trabajadores puedan acabar el día. Y tenga en cuenta que Microsoft ha dejado de prestar soporte y actualizaciones de seguridad para Windows* 7. Combinar una actualización de ordenadores portátiles con la migración a Windows* 10 podría ahorrar muchísimo en costes.

Procesador (CPU)
La CPU le da al ordenador portátil la potencia. Un procesador más potente permite que su ordenador portátil se encargue de los cálculos y las tareas más rápidamente. Muchos fabricantes ofrecen ordenadores portátiles equipados con el procesador Intel® Core™ más reciente. Esto puede marcar la diferencia entre un ordenador con un funcionamiento rápido y fluido o lento. Un buen procesador también ayuda a optimizar la memoria (RAM) en su ordenador portátil para mejorar el rendimiento.

Memoria (RAM).
La memoria de acceso aleatorio (RAM) desempeña un papel fundamental en el rendimiento de los ordenadores. Como memoria de trabajo del ordenador, tener más RAM significa que su ordenador puede ejecutar más programas al mismo tiempo.

El almacenamiento.
Su ordenador portátil debería proporcionar la mayor cantidad de almacenamiento posible. Como alternativa, puede añadir un disco duro externo. Pero la velocidad de almacenamiento importa tanto como el tamaño de almacenamiento.

El almacenamiento puede ser un disco duro mecánico o una unidad de estado sólido SSD Intel® Los HDD cuestan menos, pero contienen partes mecánicas que afectan a la velocidad de acceso de su ordenador. Las unidades SSD de Intel® son más pequeñas, ligeras, rápidas y costosas.

La memoria Intel® Optane™ H10 con almacenamiento en unidad de estado sólida es una nueva forma de asegurar una memoria y un almacenamiento que ofrezcan tanto capacidad de respuesta como rendimiento. Comparado con un sistema con solo una SSD NAND TCL 4.0 PCIe, la memoria Intel® Optane™ H10 con almacenamiento de estado sólido SSD puede mejorar el rendimiento en modo multitarea - inicie las aplicaciones de Microsoft Office hasta un 35% más rápido en modo multitarea.4

Sistema operativo
Si aún no ha actualizado el sistema operativo de su ordenador portátil, quizás le interese esperar a instalar Windows* 10 hasta que actualice su ordenador. Es posible que ejecutar el nuevo sistema operativo en un ordenador antiguo no le ofrezca prestaciones de productividad y seguridad completas.

Con un ordenador portátil nuevo, los empleados pueden abrir y utilizar aplicaciones de Windows rápido, ahorrar tiempo con la ayuda activada por voz y disfrutar de la protección incorporadas y las actualizaciones automáticas que alivian las preocupaciones de seguridad.

Autonomía
Algunas baterías de ordenadores portátiles no permiten libertad de movimiento, ya que requieren tener siempre un enchufe cerca. Otros trabajarán todo el día, e incluso harán horas extra, con una sola carga. Varios factores influyen en la vida de las baterías, desde el tamaño de pantalla y su brillo hasta el número de programas abiertos y la cantidad de medios que se consumen. En particular, su elección del procesador y sistema operativo determinará cuánto tiempo durará la batería de su ordenador portátil.

Otras características a tener en cuenta

Entre los factores que pueden ayudarle a determinar el ordenador portátil adecuado para su empresa cabe mencionar las configuraciones, el tamaño de pantalla, el peso, los gráficos y la conectividad.

Configuración múltiple con 2 en 1
Un ordenador de 2 en 1 ofrece un procesamiento potente en un dispositivo extremadamente fino que cambia de formato en modo portátil, tableta y tienda de campaña. Los empleados pueden transformar el dispositivo para que se adapte a su trabajo, desde acceder a las ventanas del navegador hasta presentar una creación de vídeo en 4K. Los nuevos modelos ofrecen características como el control de voz y el reconocimiento facial, además de un rendimiento excepcional para vivir y trabajar sobre la marcha.

Tamaño de pantalla
El tamaño de las pantallas de ordenadores portátiles varía entre 27 y 45 centímetros. Si pretende que sus empleados lleven un ordenador portátil en su día a día, quizá le interese una pantalla más pequeña. Sin embargo, si el ordenador portátil es prácticamente un ordenador de sobremesa, una pantalla más grande podría compararse a una pantalla de trabajo. El tamaño de pantalla influye directamente en el peso y el precio, por lo que necesita alcanzar un equilibro entre los deseos de sus empleados y la comodidad y el coste.

Peso
El peso y el grosor de un ordenador portátil pueden ser cruciales si los empleados lo transportan de sitio en sitio. En algunos casos, cada gramo cuenta. Los ordenadores portátiles equipados con procesadores Intel® Core™ son ligeros y extremadamente transportables para que sus empleados los utilicen donde quiera que vayan.

Gráficos
Los ordenadores portátiles suelen utilizar procesadores gráficos integrados en la CPU. Con las mejoras en gráficos integrados, puede llevar a cabo tareas que antes estaban relegadas a gráficos independientes. Pero para editar vídeos o generar gráficos de alto nivel, puede ser esencial un procesador gráficos independientes.

Conectividad
La mayoría de los ordenadores portátiles incluyen los puertos USB que se conectan a todo, desde un ratón hasta un disco externo, además de Bluetooth para los periféricos inalámbricos y un jack de audio. También podría requerir conectividad inalámbrica para Wi-Fi 802.11ac y un puerto Ethernet (RJ45) para entornos empresariales.

Y más aún: un puerto Thunderbolt™ 3 que ofrece un supraconjunto de capacidades, incluyendo un USB 3.1 plus 40 GBPS Thunderbolt™ y un DisplayPort 1.2 desde un puerto USB-C único. También puede encontrar ordenadores portátiles con una ranura de microSD, Gigabit Ethernet y otras características de conectividad.

Mirando al futuro con Intel

La mayoría de los propietarios de pequeñas empresas vigilan atentamente sus presupuestos. Pero las tendencias tecnológicas actuales, especialmente en el ámbito de la IA, requieren ordenadores potentes. Antes de que se dé cuenta, quizá le convenga aprovechar estas características para acelerar las cargas de trabajo de creatividad o de productividad.

Si cree que se podrá aprovechar de las nuevas capacidades de IA, querrá considerar una nueva clase de ordenadores portátiles que le lleven al futuro. Estos dispositivos ultraligeros se han diseñado conjuntamente con Intel para lograr un rendimiento portátil excepcional5 Cuentan con procesadores Intel® Core™ de 11ᵃ generación, una autonomía optimizada para durar y características como arranque instantáneo y asistente de voz. Y al cumplir con los estándares más recientes de conectividad con Intel® Wi-Fi 6 (Gig+) y Thunderbolt™ 3, sus empleados podrán conseguir conexiones rápidas y ser más productivos.

Información sobre productos y rendimiento

2

Según mediciones del resultado general de SYSmark 25. Los resultados de rendimiento se basan en pruebas realizadas el 20 de agosto de 2020 y es posible que no reflejen todas las actualizaciones disponibles públicamente. Consulte la publicación de la configuración para obtener más información. Ningún producto es completamente seguro. Procesador: procesador Intel® Core™ i7-1185G7 (TGL-U) PL1 = 15 W con tecnología Intel® Dynamic Tuning Technology (Intel® DTT) habilitada, 4C8T; memoria: 16 GB (2 x 8 GB) de LPDDR4 a 4267 MHz, canal dual y doble rango; almacenamiento: SSD Intel® 660p M.2 PCIe NVMe; resolución de pantalla: 1920 x 1080, excepto carga de trabajo Lifestyle (4K); SO: Microsoft Windows* 10 20H1-19041.326, con política de energía configurada en modo CA/equilibrado para todos los análisis de rendimiento excepto SYSmark 25, que se mide en modo CA/BAPCo para Rendimiento. Política de energía configurada en modo CC/equilibrado para potencia con UX Slider configurado en mejor autonomía. Todas las pruebas de rendimiento se ejecutan en modo Administrador, gráficos Intel® Xe, controlador gráfico: 27.20.100.8431, versión de BIOS: TGLSFWI1.R00.3284.A00.2007091654 medido en la tabla de referencia Intel. Temperatura: Tn 60 °C para todas las mediciones de rendimiento de IA. Tn = 85 °C para todas las mediciones de rendimiento de los gráficos. El rendimiento con Intel® DTT variará en función de las opciones de diseño de chasis, los umbrales de temperatura del chasis, las soluciones de refrigeración, los formatos (dimensiones xyz), el flujo de aire, y las temperaturas del aire ambiente. Procesador: procesador Intel® Core™ i7-8550U (KBLR-U) PL1=15W, 4C8T, Memoria: LPDDR4-1866, 2 x 4 GB, Doble rango, Almacenamiento: Samsung PM961 NVMe 256 GB, Resolución de pantalla: 1920 x 1080, SO: Microsoft Windows* 10 10.0.19041.421, Gráficos: gráficos UHD Intel®, Controlador de gráficos: 26.20.100.7986, Versión de BIOS: 1.12.1 según Dell XPS.

3

Según la medición del flujo de trabajo de Microsoft Office 365 en el procesador Intel® Core™ i7-1185G7 de 11ᵃ generación. Los resultados de rendimiento se basan en pruebas realizadas el 20 de agosto de 2020 y es posible que no reflejen todas las actualizaciones disponibles públicamente. Consulte la publicación de la configuración para obtener más información. Ningún producto es completamente seguro. Medido en plataformas con:

Procesador: procesador Intel® Core™ i7-1185G7 (TGL-U) PL1 = 15 W con tecnología Intel® Dynamic Tuning Technology (Intel® DTT) habilitada, 4C8T; memoria: 16 GB (2 x 8 GB) de LPDDR4 a 4267 MHz, canal dual y doble rango; almacenamiento: SSD Intel® 660p M.2 PCIe NVMe; resolución de pantalla: 1920 x 1080, excepto carga de trabajo Lifestyle (4K); SO: Microsoft Windows 10 20H1-19041.326, con política de energía configurada en modo CA/equilibrado para todos los análisis de rendimiento excepto SYSmark 25, que se mide en modo CA/BAPCo para Rendimiento. Política de energía configurada en modo CC/equilibrado para potencia con UX Slider configurado en mejor autonomía. Todas las pruebas de rendimiento se ejecutan en modo Administrador, gráficos Intel® Xe, controlador gráfico: 27.20.100.8431, versión de BIOS: TGLSFWI1.R00.3284.A00.2007091654 medido en la tabla de referencia Intel. Temperatura: Tn 60 °C para todas las mediciones de rendimiento de IA. Tn = 85 °C para todas las mediciones de rendimiento de los gráficos. El rendimiento con Intel® DTT variará en función de las opciones de diseño de chasis, los umbrales de temperatura del chasis, las soluciones de refrigeración, los formatos (dimensiones xyz), el flujo de aire, y las temperaturas del aire ambiente. Procesador: procesador Intel® Core™ i7-8550U (KBLR-U) PL1=15W, 4C8T, Memoria: LPDDR4-1866, 2 x 4 GB, Doble rango, Almacenamiento: Samsung PM961 NVMe 256 GB, Resolución de pantalla: 1920 x 1080, SO: Microsoft Windows* 10 10.0.19041.421, Gráficos: gráficos UHD Intel®, Controlador de gráficos: 26.20.100.7986, Versión de BIOS: 1.12.1 según Dell XPS.

4

Medido por Microsoft Word 365 con carga de trabajo de copia de archivo local con el procesador Intel® Core™ i7-1185G7 de 11ª generación, con memoria Intel® Optane™ H10 de 512 GB y almacenamiento de estado sólido, en comparación con Toshiba XG6 de 512 GB (PCIe 3.0, SSD TLC NAND). Los resultados de rendimiento se basan en pruebas realizadas el 26 de agosto de 2020 y es posible que no reflejen todas las actualizaciones disponibles públicamente. Consulte la publicación de la configuración para obtener más información. Ningún producto es completamente seguro. Medido en plataformas con: procesador Intel® Core™ i7-1165G7 (TGL-U) 15 W PL1, 4C8T, memoria LPDDR4-4267 MHz, 16 GB (2x8 GB); almacenamiento: memoria Intel® Optane™ H10 de 512 GB con almacenamiento en estado sólido; resolución de la pantalla: 1920x1080; sistema operativo: Microsoft Windows* 10 20H1-19041.326; gráficos: gráficos Intel® Xe; controlador gráfico: 27.20.100.8431; versión de BIOS: TGLSFWI1.R00.3284.A00.2007091654 medido según la tabla de referencia de Intel. Procesador: Intel® Core™ i7-1165G7 (TGL-U) 15 W PL1, 4C8T; memoria: LPDDR4-4267 MHz, 16 GB (2x8 GB); almacenamiento: Toshiba XG6 de 512 GB; resolución de la pantalla: 1920x1080; sistema operativo: Microsoft Windows* 10 20H1-19041.326; gráficos: gráficos Intel® Xe; controlador gráfico: 27.20.100.8431; versión de BIOS: TGLSFWI1.R00.3284.A00.2007091654 medido según la tabla de referencia de Intel.

5

Verificado por Intel: el proceso de verificación de diseño de Intel garantiza que se incluyen determinadas especificaciones de productos para la experiencia del usuario. Intel no garantiza el rendimiento específico de ningún sistema. El rendimiento real variará con el uso, las configuraciones del sistema y los ajustes. Intel contribuye al desarrollo de los análisis de rendimiento participando, patrocinando y contribuyendo con asistencia técnica a diversos grupos de análisis de rendimiento, incluida la comunidad de desarrollo de BenchmarkXPRT administrada por Principled Technologies. Los resultados se han estimado o simulado. Es posible que las tecnologías Intel® requieran hardware habilitado, software u otra activación de servicios. Sus costes y resultados pueden variar. Intel no controla ni audita los datos de terceros. Para evaluar la exactitud, debería consultar otras fuentes. Consulte la copia de seguridad para más información sobre la configuración. Para obtener información más completa sobre los resultados del análisis de rendimiento, visite intel.com/benchmarks.