• <Más en Intel.com

Placa Intel® DQ57TM para equipos de sobremesa

La placa Intel® DQ57TM para equipos de sobremesa es compatible con la tecnología Intel® vPro™ y se ha diseñado para ofrecer a los usuarios una capacidad sin precedentes para mantener, gestionar y proteger de forma remota sus ordenadores de empresa.

Empareje esta placa con cualquier procesador Intel® Core™ i7 o Intel® Core™ i5 de la generación anterior y obtendrá lo último en rendimiento en un encapsulado energéticamente eficiente. Benefíciese de características como la salida de vídeo DVI dual, de DisplayPort* y del puerto eSATA a través de conectores internos y del panel trasero, así como del software de valor añadido que mejora las opciones de gestión remota y de seguridad de su sistema.

La placa DQ57TM para equipos de sobremesa es compatible con la tecnología de gestión activa Intel® AMT 6.0 profesional y con el módulo de plataforma fiable, además de estar certificada para Microsoft Windows 7*.

Placa Intel® DQ57TM para equipos de sobremesa

 

Características y configuraciones
Formato Micro ATX
AA# (Montaje alterado) E70931-xxx
Cadena de ID de BIOS TMIBX.10H.86A
Procesador

En el lanzamiento del producto, esta placa base para equipos de sobremesa es compatible con:


Memoria
Chipset
Sonido

Subsistema de sonido Intel® de alta definición en las siguientes configuraciones:

  • Sonido Intel® de alta definición de seis canales
Compatibilidad con LAN Controladora Intel® 82578DM Ethernet Gigabit preparada para ENERGY STAR* con conexión de red 10/100/1000
Interfaces para periféricos
  • Hasta catorce puertos USB 2.0
  • Cuatro puertos Serial ATA de 3 Gb/seg.
  • Dos puertos eSerial ATA de 3 Gb/seg.
  • Un colector de puerto serie
Posibilidades de ampliación
  • Un conector de tarjeta adicional de bus PCI Express* 2.0 x 16
  • Dos conectores de tarjeta adicional de bus PCI Express 2.0 x1
  • Un conector de bus PCI* convencional

Información adicional: 1 2

Información sobre productos y rendimiento

open

1. Los recursos del sistema y el hardware (como PCI y PCI Express*) requieren ubicaciones para el direccionamiento de la memoria física que reducen la memoria de sistema direccionable que hay disponible. Esto puede suponer una disminución de 1 GB o más de memoria física direccionable para ponerla a disposición del sistema operativo y de las aplicaciones, siempre en función del sistema operativo y de la configuración del sistema.

2. El sonido Intel® de alta definición (Sonido Intel® HD) necesita un sistema equipado con el chipset Intel® adecuado y una placa base con un codec adecuado así como los controladores necesarios instalados. La calidad de sonido del sistema variará en función de la implementación real, la controladora, el códec, los controladores y los altavoces. Para obtener más información sobre el Sonido Intel® de alta definición, consulte http://www.intel.com/design/chipsets/hdaudio.htm.